“ARHAT” – juan carmelo garcía otón

En el silencio profundo y eterno de este segundo un latido, esa mirada antigua que resplandece entre la multitud. Odio, envidia y dolor entre hermanos que se dañan por el alma -que no existe. El himno de un legado antiguo, luz en extensión. Desde los confines del más frío y poderoso infierno, un nombre, Arhat. Una huella de vida entre la grey.

El himno repetido eternamente. Libre*pensamiento en el plano físico. Donde todo son sombras y huellas de algo verdadero que se yergue donde vive la vida. Arriba. En el lucero imperecedero e infinito que es el corazón de Ombre. Un ser sin miedo, sin daño, sin mácula. Normal, humano y próximo. El renglón verdadero de la existencia sobre la duda, estéril.

Abarcando lo que somos sin compromiso de amor ni esperanza ni milongas celestiales. El ojo que todo lo ve, como ojo que no sólo mira. El himno que es ciudad habitada por la persona, por el libre*pensante, por el que vive firme en su compromiso de la mirada real. Un discurso que alcanza a los animales místicos como hermanos de Ombre.

El lugar donde permanece el alma -que no existe. El lugar donde libre es el latido. La zona clausurada como hogar. Desde la nada alcanzarlo todo. Irrigar la mirada como riego a la Tierra. Donde viven los sueños. Apartar todo, incluso la vida para vivir. Ser. Equilibrar el renglón con los himnos antiguos. Paz.

El primer reto que recuerdo como verdad. La fortaleza del que “es”, del que espera trabajando. Labor contra la duda, obra imperecedera por ser uno mismo. En este mismo instante. El ejercicio ganado al vacío. La vacuidad como verdad. Abrazo entre respetados nacientes. El poder para ejercer la vida plena.

Un discurso para que todo se equilibre. Una palabra para que todo sea oxígeno que oxigena los pulmones. El devenir de las bacterias, virus y amenazas que rigen la existencia. Predicar en la caverna infinita del horado azul. La misión del que encuentra. Búsqueda real y profunda de lo que existe.

Conflicto como realidad. Superada la duda, vivir. Emprender el verdadero renglón donde no se necesita más que inhalar, exhalar, inhalar, exhalar, inhalar, exhalar. Tres vidas en una y una en tres. La perfección como respuesta al siguiente paso de la humanidad. Siendo Lobo, Niño y Ombre. Lucifer como Norte para que el Este sea propicio amanecer de la conciencia.

Simbólica mirada del que vive en la dicha. Sin miedo, sin temor, sin ansia. Vertiendo el cáliz en la espesura del día a día. Vencer al tedio, a la inactividad. Aflorar sentimientos puros. Resguardarse de la noche que miente. Vivir con Luna la noche revelada. Esgrimir el razonamiento de la Bestia para ser Ángel. Fuego.

Inventar el eslabón necesario para revivir al mismo dios -que no existe. Incendiando la Senda para quemar las malas hierbas. Implorar la unión perfecta para ser uno contigo. Amor como respuesta a la vida en la sombra, en el error, en la impotencia. Potenciar el renglón primero donde habita Ombre.

Siendo vida plena, realizada y real. El latido que golpea en silencio el tiempo. Que es el tic-tac del símbolo primigenio donde habita el primer ombre la primera mujer. El mismo horado. Victoria sobre el telón del sin embargo realizado. Ya sin duda, ya sin debilidad. Ya sin nada más que Mano, Paso y Voz. Tú.

juan carmelo garcía otón
Sol en Cáncer 2014

ARHAT

Anuncios

Acerca de THOTH

Retorno a las raíces. Vida Pasión y Poder.
Esta entrada fue publicada en Sendero Izquierdo, Tantra y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s